domingo, julio 31, 2005

♪♫ “YA VINE DE DONDE ANDABA" ♪♫



♪♫ “Se me concedió volver”... como dice la canción El ausente y ya estoy aquí de nuevo.

Vencer la inercia y “desenfundar la pluma” fue un ejercicio difícil, sobre todo después de casi dos meses de inactividad y ocio absoluto. Al menos para mí lo fue pues adaptarme a la nueva rutina sin el trabajo en la maquila me ha tenido en un lapsus reflexivo – confuso – perezoso del que afortunadamente ya voy saliendo. Parece poco el tiempo pero muchas cosas han pasado por aquí y por las regiones donde andaba en mi periplo vacacional: se aprueba la ley que permite el matrimonio entre homosexuales en España; terroristas fundamentalistas atacan de nuevo y colocan 5 bombas en estaciones de metro y autobuses en Londres; se incluye la píldora emergente o del día siguiente en el Cuadro Básico del Sector Salud en México (sí, amigos no se espanten, en otros países esto ya tiene muchos años pero aquí todavía hay muchos tapujos morales y vamos avanzando a “vuelta de rueda”); mi hermano Agustín publica un breve y precioso libro de poesía titulado Breve Animación y mi hermano Alejandro canta en concierto por tres días en el Teatro de la Nación. Reproduzco uno de los poemas del libro de Agustín que me gusta por su ternura:

ROEDORES

Ratoncitos de los huesos blandos:
cuánta eficacia del hierro
y cuan dóciles roen la muerte de sí mismos
como en mi alma su blandura de queso
remuerden.

No obstante
los ojos no mueren tan pronto
como salta el resorte de la trampa
y me clavan la pregunta que afilada roe:

¿Por qué, si era un juego de amigos?
Por qué, si eran sólo escondidas?

Verdad que es bonito?


Las semanas fuera de la ciudad me dejaron renovada y feliz y cómo no, después de estar con la familia cariñosa y linda de mi marido que siempre nos tratan a cuerpo de rey; de conocer nuevos amigos excepcionales en España: Emilio Gallego, su esposa Juani y sus niños, FV, Alberto Álvarez Perea, José Ramón Albero, su esposa Juani y su hija Gema, y de volver a ver a los conocidos y entrañables amigos madrileños y murcianos Carlos Álvarez, Paco y José María Ramos, Victoriano López y su esposa Silvia, y Sole Luceño. Con todos pasamos momentos muy agradables y esperamos poder repetirlos muy pronto.

Dedicaré capítulos aparte para comentar algunas de mis lecturas de verano: “Cosecha de Mujeres” de la periodista paseña Diana Washington Valdez sobre su excelente y extensísima labor periodística en torno a los asesinatos de mujeres en Juárez; “La Pirámide” de mi querido Henning Mankel, “Historia de Roma”, de Pierre Grimmal entre otros.

Arriba incluyo una postal del Instituto Andaluz de la Mujer que me encontré en nuestros recorridos por las tabernas españolas y que contiene un mensaje que habría que diseminar. Aun en España donde las mujeres han logrado un status de mayor igualdad social en comparación con México, los medios no dejan de vender su imagen como si fuera un producto, siempre bello, siempre sexy, siempre esbelto y sensual (y por lo general rubio) El consumismo voraz nos ha convertido a las mujeres en meros objetos llamativos levantando un muro falso, irreal, frente a las personas con ideas que somos. Es verdad que el fenómeno también aplica a los varones y por lo mismo es igualmente nefasto, pero la imagen con que se "vende" a la mujer ya raya en lo grotesco. Así que estoy a favor de que en el mundo se deje de mitificar la apariencia femenina en los medios de esa manera.

Y también estoy a favor de la despenalización del aborto en México, de la eutanasia, del matrimonio entre homosexuales, de la legalización de las drogas (causa origen de la corrupción, de los narco-asesinatos y de muchos de los crímenes contra mujeres en Juárez), y de que se lleven ante la justicia a los asesinos de mujeres en Juárez.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

En hora buena
es grato recibir sus escritos nuevamente
Aunque no he abierto mi blog, he seguido de cerca su pagina'
Bienvenida a Mexico, ése Mexico que se mueve para el retroceso de la vida con gobiernos foxistas y mocherias de los de la camara.

Saludos.............Lugo

Carlos dijo...

Gracias por llevarte tan buenos recuerdos de aquí. Espero que pronto estaréis de regreso en España y podamos compartir de nuevo una paella y buena conversación.
Un saludo afectuoso